El gran reto al implementar un cambio cultural en una empresa

por Lean Magazine

 

Implementar Lean en cualquier área de una empresa supone un auténtico cambio cultural  ya que se cambia la metodología de trabajo, y éste, es realmente es el gran reto.

Hacer un cambio Cultural.

Para ello, lo más importante es cómo liderar el cambio. Después de mi experiencia en el sector y de haber trabajado con muchos líderes, he conocido todo tipo de Lean Promotores, y he llegado a una conclusión:

los grandes líderes tienen cosas en común que ayudarán a que la empresa haga este cambio cultural por el bien del presente y futuro de la compañía.

 

1- Son personas que desprenden energía positiva, todo lo negativo lo transforman en oportunidades. Esta forma de ser y actuar, es indispensable! Sobretodo para convencer del cambio al nivel operativo. Y es que ellos están día y noche lidiando problemas repetitivos que llevan tiempo sin resolver. Se les debe contagiar con ilusión, motivación y esperanza. Esta tarea es la del Lean promotor, él debe ser capaz de liderar un buen cambio consiguiendo que toda la empresa apueste por la nueva metodología que les hará mejores.

2- Además, son personas que, en lugar de utilizar su superioridad jerárquica para imponerse verbalmente y hacer primar su opinión por encima de la de los demás, ayudan al equipo a que sean mejores profesionales. Desgraciadamente esta actitud no abunda en el sector. Aunque es fácil de conseguir cuando se demuestra que los beneficios son mayores. Si el líder estimula y motiva adecuadamente a las personas, los trabajadores tendrán más confianza en sí mismos, acaban rindiendo más y se implican mucho más con la empresa. Esto es básico si queremos que todos los niveles aporten Ideas de Mejora, propongan acciones, haya una buena comunicación entre departamentos y los problemas se resuelvan.

 

En resumen, el éxito radica en que los líderes tienen que hacer entender que los trabajadores de una empresa son el centro del cambio, son el valor de una compañía, porque solamente con su motivación y su confianza se puede conseguir un equipo bien integrado que trabaje hacia un objetivo común.

Con esta actitud y gracias a la implementación de los conocimientos y la metodología Lean, el cambio cultural en una empresa y el camino hacia el éxito está asegurado.

 

Somos LeanSis: personas, procesos productividad, la clave del avance hacia el éxito.